Al Swearengen

Deadwood es un pueblo de la frontera, un agujero infecto repleto de inhumanidad y constante amenaza de muerte, donde pululan todo tipo de personajes curiosos o célebres pistoleros como Wild Bill Hickok, Wyatt Earp o Calamity Jane. La fiebre del oro americana atrajo a muchos inadaptados y buscadores de fortuna a este lugar sin ley.

Hablar de la serie Deadwood es hablar de Al Swearengen, interpretado por el actor inglés Ian McShane. Es el capo del pueblo, cruel cuando lo necesita, magnánimo cuando quiere, temido por méritos propios, socarrón y mal hablado todo el tiempo. Su actuación, llena de matices, es única. Uno de los grandes villanos de la historia de la televisión.

“Soy proveedor de drogas, alcohol y opio, y cuando tengo ocasión también robo… pero no soy un hipócrita”

Al Swearengen.

Al Swearengen fue un personaje que existió en la vida real. Era un magnate que llegó al salvaje oeste no a buscar oro, como otros, sino a tratar de manipular y ganar dinero con ello. Swearengen es el caudillo de Deadwood, un hábil y astuto político. Resuleve todos sus negocios y chanchullos desde el Gem Saloon como una araña desde el centro de su tela.

Al igual que con otras figuras fundamentales de la televisión como Tony Soprano, es un criminal, de nula moralidad en muchos aspectos. A pesar de cometer asesinatos, proxenetismo, tráfico de drogas y extorsión, Al Swearengen es un individuo que se rige según su propio código moral y que incluso es capaz de realizar actos desinteresados y dar buenos consejos, como en esta escena con el editor del diario local:

Uno de los personajes de la serie es el señor Wu, líder de la comunidad china de Deadwood. Lo suyo es el tráfico de opio y es especialista en hacer desaparecer cadáveres tirándolos a la piara de los cerdos. Incapaz de hablar en cristiano, sólo Swearegen es capaz de entenderse con él mediante gestos y dibujos:

La serie Deadwood, creada por David Milch, se estrenó en 2004 y tuvo tres temporadas de 12 episodios cada una. Ganó ocho Emmys (de 28 nominaciones) y un Globo de Oro. Fué cancelada en su tercera temporada porque no estaban recuperando la enorme cantidad de dinero invertido. Ahora la HBO ha dado luz verde a una película sobre la serie para poder finalizarla de forma apropiada. Su guión está en marcha pero de momento no hay más información.

Puntúa el Post

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu e-mail no será publicado ni usado para publicidad. Los campos obligatorios están marcados con un asterisco